viernes, 27 de marzo de 2020

https://www.facebook.com/santiago.delarosa.1293575/videos/2583200381957480/UzpfSTEwMDAwODAyNjMwMDM3NToyNTgzMjAxNDE1MjkwNzEw/

El virus se mantiene en el aire

La cadena CNBC ha publicado: 

¡NOTICIAS DE ÚLTIMA HORA! ¡covid -19 se confirma como aerotransportado y permanece 8 horas en el aire! ¡Por lo tanto, todos deben usar una máscara en todas partes! NOTICIAS DE ÚLTIMA HORA:
Coronavirus - confirmado para estar en el aire !!!
Cobre, acero - 2 horas
Papel, plástico - 3-4 horas
Aire: 8 horas o más dependiendo de las condiciones.

La OMS revirtió su posición anterior de que el virus Covid no es transmitido por el aire. Evite todos los lugares públicos con aire acondicionado, especialmente los pequeños o confinados.
En realidad esta noticia se basa en un estudio publicado en el NEJM:
https://www.nejm.org/doi/full/10.1056/NEJMc2004973
La OMS relativiza este hallazgo dado que  
"An experimental study, which evaluated virus persistence of the COVID-19 virus (SARS-CoV-2), has recently been published in the NEJM. In this experimental study, aerosols were generated using a three-jet Collison nebulizer and fed into a Goldberg drum under controlled laboratory conditions. This is a high-powered machine that does not reflect normal human coughing or sneezing nor does it reflect aerosol generating procedures in clinical settings.  Furthermore, the findings do not bring new evidence on airborne transmission as aerosolization with particles  potentially containing the virus was already known as a possibility during procedures generating aerosols.  "
Por ello mantiene las recomendaciones habituales, salvo en procedimientos que generan aerosoles: 
"According to the currently available evidence, transmission through smaller droplet nuclei (airborne transmission) that propagate through air at distances longer than 1 meter is limited to aerosol generating procedures during clinical care of COVID-19 patients."

Adjunto docu completo

Todas las novedades aquí: Coronavirus disease 2019 (COVID-19) :
Situation Report – 66, de ayer.  https://www.who.int/docs/default-source/coronaviruse/situation-reports/20200326-sitrep-66-covid-19.pdf?sfvrsn=81b94e61_2

Un equívoco de la CNBC. En condiciones normales la transmisión del virus por aerosol en el aire no se da. Si en procedimientos que los generen en el cuidado de infectados.

martes, 24 de marzo de 2020

COVID19 Y Homeopatía

Tomado de:  http://drnikam.com/Covid-19-and-Homoeopathy-content441/Articles-section8

La pandemia de COVID-19 se expande agresivamente por todas partes, cuyo impacto también se puede ver a través del creciente número de pacientes infectados a nuestro alrededor.

Todos los servicios médicos se han esforzado por superar este contratiempo, pero a nadie se le ha dado el resultado deseable.

La forma natural y suave de curación homeopática ayuda a las personas a recuperar su salud sin ningún efecto secundario o daño.
La homeopatía es muy útil en tales crisis pandémicas.

Como homeópata, no podemos investigar sobre esto debido a la menor cantidad de oportunidades.

Confusión sobre el genius Epidemicus:
Ahora estamos atravesando un momento en el que diferentes incondicionales recomiendan diferentes remedios, por lo que es una mera confusión en todos los homeópatas sobre el genius epidemicus.

Durante la epidemia de escarlatina, después de tratar a numerosos pacientes, el Dr. Samuel Hahnemann observó que se le acercaban pacientes con una presentación clínica similar.
Entonces él experimentó y descubrió que la medicina Belladonna funcionaba muy bien para curar a esos pacientes.
Según el Dr. Hahnemann, este remedio no solo podía curar a los pacientes, sino que también se usaba como un medicamento profiláctico efectivo.
De aquí en adelante este remedio, lo llamó genius epidémicus para esa situación epidémica.

El conocimiento que es esencial para permitirnos elegir el remedio homeopático más adecuado solo puede obtenerse mediante un estudio completo de la imagen de la enfermedad, no solo de un solo paciente, sino deduciéndolo perfectamente de varios pacientes.
Después de un examen completamente individualizado de cada paciente, solo entonces un homeópata puede lograr encontrar un remedio homeopático adecuado.

Por lo tanto, el genius Epidemicus solo se puede identificar después de estudiar de cerca la imagen de los síntomas del brote.

En el escenario actual, la OMS ha declarado que COVID-19 es una enfermedad pandémica.
A pesar de que la homeopatía puede tratar y controlar este brote viral, la fraternidad homeopática no se encuentra en los ensayos clínicos para tratar COVID-19.
Por lo tanto, a partir de ahora no podemos declarar ningún remedio como un genius epidémico.

¿Cómo puede ayudar la homeopatía?
Según los datos actuales disponibles sobre la manifestación del virus corona, podemos dar tratamiento homeopático y profilaxis para el mismo.

Los síntomas de COVID-19 son:
• Tos seca
• falta de aliento
• fiebre
• Dolor de garganta
• Dolor de cabeza
• Fatique
• Dolor corporal.
• Diarrea
• Secreción nasal o congestión nasal.

Complicaciones:
- Neumonía
- ARDS
- Insuficiencia renal
- sepsis
Los síntomas y complicaciones anteriores nos informan claramente sobre la gravedad y la emergencia aguda de la enfermedad. Por lo tanto, debemos seleccionar el remedio que cubra el estado fisiopatológico similar de la enfermedad.

Tratamiento en homeopatía:
Según mi experiencia teniendo en cuenta la totalidad de COVID-19, el remedio más probable es Naphthalinum 30c.
(Ref. Clarke's Materia Medica)
• Fiebre aguda de alto grado con tos.
• Respiración: trabajosa e irregular;
• Tos en paroxismos incesantes que casi detienen el aliento.
• Tos nocturna que previene el sueño.
• Tos con cara azul o morada.
• Expectoración: libre, gruesa, tenaz; Casi ausente.
• Tos en paroxismos violentos que obligan al paciente a sostener la cabeza por el dolor.
• Fiebre: aparición repentina de fiebre,
• Dolor de cabeza
Nota: No es un genius epidémicus.

Profilaxis homeopática:
Los principios de la homeopatía funcionan para mantener la inmunidad del individuo, por lo que pueden usarse como una medicina profiláctica efectiva.
La profilaxis homeopática incluye la selección de remedios individualizados al considerar los caracteres peculiares de una persona.

Pocos caracteres generales que no deben perderse durante la selección son:
Fiebre, sed, modalidades, sueño, agg de alimentos, deseo, aversión.

Algunos remedios que se pueden considerar:
Acónito, Antim.Tart, Arsénico, Ars.Iod, Belladonna, Bryonia, Camphora, Carb.Veg, Dulcamara, Drosera, Gelsemium, Hep.Sul, Kali.Bich, Kali.Carb, Mephitis, Merc, Merc IR, Naphthalinum, Nux Vom, Phos, Puls, RhusTox, Rumex, Spongia, Stan.Met.
(Nota: debe tomarse bajo la guía y observación del médico homeopático).

Selección de potencia:
La selección de la potencia debe depender de los factores que son:
- Apto para todos los grupos de edad.
- Funciona en toda susceptibilidad.
- No mostrar agravación homeopática.
- Tiene la capacidad de trabajar en condiciones severas agudas.
Entonces, teniendo en cuenta estas pocas cosas según nuestra experiencia, la potencia 30c, que es una potencia media, cubre todas las posibilidades.

Juntos podemos ... y lo haremos ...
Como no existe un tratamiento adecuado para Covid-19, solicito a la OMS que amplíe su investigación con la ayuda de todas las vías.

La homeopatía es una ciencia y un arte, por lo que existe la posibilidad de una diferencia en los remedios de acuerdo con cada homeópata, pero para conquistar esta crisis mundial, nosotros como fraternidad necesitamos unirnos.
Debemos mantener un registro de nuestro tratamiento con la evidencia adecuada. Y deberíamos discutir esto, trabajar en ello, tomar la opinión de otros homeópatas al respecto, lo que nos ayudaría a realizar más investigaciones como profilaxis y tratamiento.

Que el mundo sepa, la homeopatía puede ser un tratamiento primario para tales crisis.

lunes, 16 de marzo de 2020

El caso agudo en homeopatía, su tratamiento. Las doce reglas básicas

Atendiendo a varias peticiones para el tratamiento de agudos con Homeopatía, me he permitido hacer este corolario de doce reglas básicas, espero que sea de vuestro interés. Por supuesto que se admiten sugerencias, ya sabéis que lo del dogma conmigo no casa.


1.- Antes de todo dilucidar si es una agudización de su crónico, o efectivamente es un caso agudo.
  • Si es una agudización de su crónico: Su remedio en baja potencia.
  • Si es un agudo propiamente dicho: El remedio adecuado al caso.

2.- Siempre, tal y como Boger afirmaba: «...Es el caso el que decide el método para seleccionar el simillimum, no el médico». Es por tanto muy eficiente seguir las recomendaciones de Hahnemann: «...LIBRE DE PREJUICIOS...».

3.- Si el caso agudo es especialmente grave, debe buscarse un medicamento específico para éste momento en la vida del enfermo. Los momentos de la enfermedad en el individuo pueden ser o incluso son cambiantes… Hay que estudiar cada caso a fondo liberándose de ideas preconcebidas, y siempre desde cero.

4.- Jamás prescribir en homeopatía por el nombre de una patología… ¡Es contrario al método!

5.- El estudio repertorial siempre es pertinente y necesario. Los particulares modalizados son importantes, pero no olvide que los mentales nuevos, es decir, los que han aparecido en la dolencia actual son los realmente transcendentes. También han de buscarse los nuevos síntomas generales bien modalizados y solamente utilizar síntomas antiguos, tanto generales como particulares, si estuvieran muy exacerbados…

6.- En ocasiones ocurre que al estudiar un agudo nos encontramos con el medicamento crónico del enfermo… ¡Es más habitual en mi casuística de lo que pueda parecer!

7.- Pero siempre, siempre, siempre se debe repertorizar con fundamento y en rigor en todos y cada uno de los casos.

8.- Lo tengo muy claro: Si la actitud vital del enfermo no se modifica al poco tiempo, hemos errado en la obtención del remedio… Pero a veces ocurre que la respuesta es rapidísima, sin embargo, no se mantiene… Debe buscarse de nuevo otro remedio, el dado no era el simillimum.

9.- Si un caso agudo requiere medidas de apoyo de otra índole, no se debe dudar, hay que hacerlo.

10.- Desde mi práctica la potencia 12 LM en gotas, glóbulos, gránulos o cucharadas diluidas es maravillosa para la curación del caso agudo.

11.- Si la sintomatología mental es muy prominente, incluso en casos de dolor extremo y en los casos de gran fatiga, incluso con distres respiratorio, el remedio en plus dado a poquitos y de forma repetida actúa extraordinariamente bien. Si el caso comienza a mejorar ir reduciendo las dosis de forma progresiva y lentamente hasta llegar a tres veces al día.


12.- Siempre, y digo bien, siempre y en todo caso el remedio se puede dar por vía oral en forma de gotas, y aunque el enfermo no trague, levantar el labio y depositar la gota entre éste y la encía… Es suficiente y funciona bien. En pacientes muy sensibles es incluso útil la vía olfativa.  

Carta abierta a amigos, compañeros y pacientes ante la epidemia que nos asola


Queridos amigos, compañeros y pacientes:

Me decido a escribiros a todos en el afán de poner mi pequeño grano de arena en este torbellino de informaciones y desinformaciones que nos asolan.

No debemos olvidar que la Homeopatía es un sistema terapéutico que tiene sus leyes y principios bien definidos…

Cuando alguno de nosotros, sea principiante, lego, maestro o novicio afirma que tal o cual remedio es el epidémico de la pandemia que nos asola…, simplemente es un farsante… Y ya digo: ¡Sea quien sea!

Esa vanalidad solo hace que desprestigiar al método terapéutico…, un método que en su esencia se dirige al paciente individual y a su forma de procesar la enfermedad, que requerirá en cada caso de su propio remedio…

Como ejemplo pondré un solo síntoma para entender de qué hablamos: Cefalea.

¿Todas las cefaleas son iguales desde el punto de vista homeopático?

¡No, y mil veces no…! Puede ser pulsante, punzante, presiva, tironeante… y de unas cuantas más maneras distintas… Puede mejorar en determinadas situaciones y empeorar en otras… Es decir, y quede claro meridianamente, cada cefalea es propia del individuo que la padece y es solo un síntoma aislado…, que junto a los demás síntomas definitorios de cada caso en cuestión y al modo reaccional del paciente, sin olvidar los síntomas mentales…, que jerarquizarán en primer lugar al caso, nos harán comprender el remedio que cada uno de los pacientes precisarán…

Y esto es así y solo así… Quien diga que se tome tal o cual «cosa» preventiva y para todos iguales no practica el método homeopático… Desde mi humilde punto de vista, es solo un charlatán.

Siento ser tan duro en estos momentos, pero la hartura tiene sus límites y el descrédito del maravilloso método terapéutico en aras a la confusión que promueven los torpes, me irrita de forma considerable.

En esta pandemia nos encontramos con la fortuna de que alrededor del noventa por ciento de los pacientes que la sufren, curan de forma natural, por ello sería fácil apuntarse una u otra medalla, sea con homeopatía o con cualquier otra terapéutica…

En el caso que nos ocupa, el remedio homeopático es eficaz y eficiente, solo si se adecúa a cada paciente concreto, que en muy poco tiempo (uno o dos días a lo sumo), notará los beneficios de haberlo tomado… Por tanto, no nos apuntemos medallas, seamos sensatos, tratemos el problema como algo serio y desde luego desde la individualidad, tanto medicamentosa como del propio paciente, que en si mismo es un todo.

La investigación epidemiológica, sería necesaria…, para ello habríamos de contar con los suficientes casos clínicos tratados con nuestro método terapéutico, y ello, como se podrá entender, requiere un número considerable de casos que permitian una aproximación real al problema. Y este trabajo que como médicos y homeópatas se nos viene encima sería muy loable. Al cuantificar casos y remedios, podríamos argumentar cuales han sido los remedios más utilizados…, pero como podréis comprender, siempre a posteriori y desde el estudio serio y riguroso del problema.

En fin, daros las gracias por vuestra lectura… Creed que me he liberado de un peso. ¡Gracias!

viernes, 21 de febrero de 2020

La oreja de oso, la planta del Pirineo que guarda el secreto de la resurrección

‘Ramonda myconi’, la única planta resurrección de la península ibérica
‘Ramonda myconi’, la única planta resurrección de la península ibérica - José Ignacio García Plazaola


Se trata de una especie que tiene la capacidad de volver aparentemente a la vida después de muerta


Actualizado:GUARDAR
0

Según la mitología griega, Orfeo, hijo de Apolo Calíope, intentó rescatar a su amada Eurídice de la muerte. Aunque él logró escapar del inframundo, ella desapareció para siempre. Lamentablemente, Orfeo también murió: fue asesinado y despedazado por las Ménades.
Producto de la combinación de la mitología clásica con la tradición más reciente, se cuenta que de las gotas de sangre de Orfeo brotó una planta, que guardó el recuerdo de su esencia más pura en la capacidad de volver a la vida después de muerta.
Esta planta se conoce hoy en día como flor de Orfeo (Haberlea rhodopensis) y es una de las cinco especies europeas que se incluyen en la familia de las Gesneriáceas.
Todas ellas se localizan en el sur del continente (montañas de Grecia, Macedonia y Bulgaria) y, como describe la mitología, presentan la sorprendente capacidad de volver aparentemente a la vida después de muertas.
Son lo que se denomina “plantas resurrección”. En todo el mundo hay unas 300 plantas resurrección. La mayoría tienen una distribución tropical y subtropical, con la excepción de las Gesneriáceas europeas.

Una planta tropical perdida en el Pirineo

En el Pirineo, tanto en su vertiente norte como sur, tenemos la suerte de contar con una de estas escasísimas plantas resurrección: la emblemática oreja de oso (Ramonda myconi). Es la única especie con estas características de la península ibérica.
El género Ramonda recibe su nombre en honor al botánico y explorador francés Louis Ramond de Carbonnières que, entre otras hazañas, fue el primero en ascender oficialmente al Monte Perdido.
‘Ramonda myconi’
‘Ramonda myconi’ - José Ignacio García Plazaola
Además de su singularidad como planta resurrección, R. myconi y el resto de Gesneriáceas europeas tienen otra característica muy especial: son plantas de origen tropical, reliquias de un periodo pasado mucho más cálido que el actual. Por eso son denominadas técnicamente “paleotropicales”.
La observación de su morfología y aspecto nos revelará de inmediato ese carácter tropical y fácilmente las asociaremos a la muy conocida violeta africana (género Saintpaulia), planta ornamental de interior.
Siendo una especie de vocación tropical, resulta sorprendente que haya podido adaptarse con éxito al enfriamiento del clima en Europa, muy especialmente en el adverso entorno del Pirineo. Aunque encuentra su óptimo en barrancos calcáreos a mediana altitud, ha llegado a observarse incluso a casi 2.500 metros en el entorno del Parque Nacional de Ordesa.
Dado que es una planta de hojas longevas y perennes, su exitoso desarrollo en la alta montaña implica que estas deben ser capaces de sobrevivir a temperaturas extremadamente bajas, algo especialmente llamativo en una especie paleotropical.
Hemos constatado recientemente que sus hojas soportan temperaturas por debajo de cero, e incluso la formación de hielo en su interior, sin sufrir lesiones irreversibles.
La combinación de su carácter de planta resurrección y su destacable tolerancia al frío extremo la convierte en una de las escasísimas plantas capaces de enfrentarse exitosamente tanto a las bajas temperaturas como a la desecación. ¿Cuál es pues su secreto?

Secarse, congelarse, y no morir en el intento

La respuesta probablemente no es única. Más bien al contrario, es un conjunto de características lo que permite a esta planta convertirse en una campeona de resistencia.
Aunque parezca contraintuitivo, las consecuencias biológicas de desecarse o congelarse son parecidas en esencia. Esto justifica en cierto modo que su preadaptación a la desecación ha sido la clave para su supervivencia en el Pirineo.
Básicamente, la planta evita las lesiones celulares reforzando sus membranas para evitar los daños estructurales y oxidativos. Pero la protección no solo debe actuar a nivel celular. Las hojas al deshidratarse deben plegarse siguiendo un patrón bien definido y ordenado de forma similar a como se produce el cierre de un paraguas.
Plegamiento de las hojas de la oreja de oso
Plegamiento de las hojas de la oreja de oso - Beatriz Fernández-Marín
De este modo, durante el letargo y aparente muerte, los tejidos se mantienen latentes y sin sufrir daños irreparables. Puede incluso llegar a alcanzarse el denominado estado vítreo, en el que la movilidad de las moléculas es muy reducida. Así, los tejidos pueden mantenerse latentes sin apenas acumular daños durante mucho tiempo.
Cuando el agua vuelve a estar disponible, todo el proceso se revierte y las hojas recuperan en unos pocos días su aspecto más lozano. Este momento, el de la resurrección, es el más delicado. Un error en la precisa secuencia de activación del metabolismo puede resultar fatal para la planta.
El aspecto de la oreja de oso cambia durante las estaciones
El aspecto de la oreja de oso cambia durante las estaciones - José Ignacio García Plazaola
Hoy en día, las plantas resurrección son objeto de estudio en algunos de los mejores laboratorios de Fisiología Vegetal del mundo. De su espectacular capacidad de volver a la vida podremos aprender muchas lecciones útiles para conseguir una agricultura más sostenible y segura y para desarrollar plantas casi indestructibles.
Curiosamente, algo así intuyó Salvador Dalí. En 1982 estuvo a punto de morir al intentar deshidratarse. Creía que de este modo podría alcanzar la inmortalidad, pues había observado que los microorganismos secos podían volver a la vida con una gotita de agua.
Quién sabe. Quizás las gotas de sangre de Orfeo nos sirvan para desentrañar los secretos de la vida eterna.
José Ignacio García Plazaola es profesor de Fisiología Vegetal, Universidad del País Vasco / Euskal Herriko Unibertsitatea
Beatriz Fernández-Marín es profesora de Biología Vegetal, Universidad de La Laguna

Este artículo fue publicado originalmente en The Conversation.

jueves, 18 de julio de 2019

AL DESCUBIERTO: Movimiento Escéptico Internacional y Organizado en Contra de la Homeopatía

Por El Grupo de Trabajo de Comunicación de la ANH.
HOMEOPATOSIS, EL MOVIMIENTO PSEUDO-ESCÉPTICO 
ORGANIZADO.
A nadie le va a sorprender a estas alturas la certeza de que hay una cruzada 
internacional contra la homeopatía. ¿Espontánea? No, evidentemente no.
No es posible que el mismo modus operandi, las mismas acciones mediáticas
y de comunicación institucional, así como los mismos mensajes se repitan una
y otra vez de forma recurrente y se repitan en distintas partes del globo por
ciencia infusa.
No. Evidentemente no es casualidad. El movimiento pseudo-escéptico, que
abraza el cientifismo como una nueva religión ortodoxa donde todo lo que no
suene a fármaco protocolizado se considera blasfemia, se ha expandido con
una eficacia tan asombrosa como poco natural.
El movimiento escéptico (o pseudo-escéptico) es una red internacional,
consolidada y bien financiada presente en 54 países en todo el mundo. Su punto
 fuerte son los países de habla inglesa pero han encontrado en España su propio
laboratorio para probar una y otra vez diferentes maneras de poder abordar,
desprestigiar y acabar con las terapias complementarias y/o no convencionales,
especialmente con la homeopatía. Hasta que han dado con la clave y la han
exportado.
Pero, ¿por qué la homeopatía? ¿Por qué invertir tantos recursos, esfuerzo y
dinero en acabar con una terapia que no llega al 0,7% del gasto en todo el mundo
de medicamentos  OTC y que es el equivalente a la industria farmacéutica lo que
Linux a los sistemas  operativos?
Pues por eso. Por ser Linux y porque estudios farmacoepidemiológicos como 
el EPI3,  en Francia, concluyen que los pacientes tratados por médicos 
homeópatas toman  un 71% menos de psicotrópicos, un 46% menos de 
antiinflamatorios y un 57% menos de antibióticos, que quienes solo recurren
 a la medicina convencional.
Y todo ello con resultados clínicos similares y sin mayor riesgo de complicaciones
 (sin pérdida de oportunidad para el paciente). Sí, nos dirán que precisamente
Francia no es un buen ejemplo porque la HAS acaba de concluir que la homeopatía
no ha demostrado eficacia suficiente para justificar su reembolso pero lo traemos
aquí justo por eso, porque obviar resultados tan claros y contundentes como estos
son muestra no solo de la parcialidad de la evaluación sino del efecto de la
controversia mediática, en palabras de la propia ministra de sanidad de Francia,
más propio de ‘El Gran Carnaval’ de Billy Wilder que de Larra.
LA INCUBADORA ESPAÑOLA: LA FÓRMULA DEL ÉXITO
España quizás sea donde más actividad ha tenido el movimiento pseudo-escéptico,
no sólo por la variedad de las acciones que han llevado a cabo sino por el tiempo
que han invertido.
En España, el grupo de referencia para el movimiento (pseudo) escéptico se creó
a finales de los años 80 (1986) como una asociación cultural y científica, cuya sede
se encuentra en el Planetario de Pamplona. Lo que comenzó como un movimiento
que pretendía desmontar el fenómeno ovni, ha evolucionado a un grupo de presión,
con miembros tan ilustres como el propio ministro español de ciencia, Pedro Duque,
que defienden los transgénicos –donde  Monsanto, de Bayer, es el rey− a la par que
atacan a la homeopatía… ¿paradójico? Lo dejamos a su valoración.
Según sus estatutos, sus recursos económicos provienen de: las cuotas de los socios,
resultados de sus actividades, donaciones privadas (tanto particulares como
instituciones) y también aceptan subvenciones públicas.
Este movimiento cuenta lógicamente con sus portavoces que se reparten las
funciones entre  distintas asociaciones: la Sociedad para el Avance del Pensamiento
Crítico (ARP), la asociación RedUne (Red de Prevención Sectaria y del Abuso de
Debilidad) y la APETP. Entre las cuatro asociaciones (incluyendo la de Escépticos)
se reparten el pastel mediático e institucional.
Según desvela la plataforma digital BlastingNews en la noticia “El éxito del movimiento 
antihomeopatía que lidera España”, este movimiento organizado tiene una apretada
agenda mediática e institucional que les ha permitido, entre otras cosas, influir en la
opinión pública así como en organismos tan importantes como la OMC y el propio
Gobierno de Pedro Sánchez. En este sentido, en 2017, la OMC creó el Observatorio
contra las Pseudociencia, teniendo entre sus impulsores, según el propio documento
publicado por la OMC, la APETP,  la ARP-SAPC y el Círculo Escéptico. Justo, las
mismas asociaciones que aparecen como instituciones que han asesorado al
gobierno en el Plan presentado por los Ministerios de Ciencia y Sanidad, en
noviembre de 2018. ¿Casualidad? No, causalidad.
Sis embargo, el “plan de guerrilla” y metodología del movimiento pseudo-escéptico
para acorralar a la homeopatía empieza en el ámbito académico. En España,
por ejemplo, en cinco años, este movimiento ha conseguido que ninguna universidad
ni pública ni privada ofrezca cursos formativos en esta terapéutica. El procedimiento
que han seguido es simple:
PASO 1. Hacer presión pública e institucional(algo parecido intentaron en Francia
con   la Universidad de Lille, que suspendió un curso de formación en homeopatía pero  
sin éxito,  ya que la Conferencia de Decanos de las Facultades de Medicina y la
Conferencia de Decanos de Farmacia redactaron una declaración conjunta a favor 
de formar en homeopatía  con un “enfoque objetivo”).
PASO 2. Dar el salto a continuación, a las instituciones y sociedades profesionales. 
 El método es el mismo que el anterior pero, además, aquí entra en juego la opinión
pública y los medios. Ejemplo de ello es la carta abierta a Maria Luisa Carcedo, actual
ministra de sanidad en funciones, impulsada por las cuatro asociaciones “escépticas”
antes mencionadas y firmada por unos 400 profesionales de la salud en contra de las
pseudoterapias y en la que erróneamente incluían a la homeopatía.
Insistimos en que “erróneamente incluían a la homeopatía como pseudoterapia”
porque esta terapéutica es una realidad médica, legal, social y científica, que además
no se encuentra en el listado de 73 pseudoterapias presentado por el Gobierno en
febrero de 2019. Y de nuevo insistimos en lo equivocado de tildar a la homeopatía de
pseudoterapia, porque tras esa carta abierta vino otra firmada por 600 profesionales 
de la salud que reclamaban su derecho a prescribir o recomendar medicamentos homeopáticos en libertad y sin presiones.
PASO 3.Una vez generada la suficiente controversia mediática, el asalto a los 
respectivos gobiernos –locales, autonómicos y nacionales− es pan comido.
Tres sencillos pasos que se han repetido en Francia: primero la Universidad de Lille,
luego una tribuna contra las terapias complementarias firmada por 124 médicos en
un medio de comunicación nacional, después un informe similar del Consejo Científico
 de las Academias de Ciencias Europeas (EASAC) contra la homeopatía, más presión
 mediática, la ministra francesa que pide un informe a la HAS y la consiguiente decisión
 de la Comisión con tintes  de poco rigor e imparcialidad.
OTROS EJEMPLOS EUROPEOS
Y la historia se repite… Ahora es Alemania. Ya que está de moda, el presidente de la
asociación que reúne a los médicos de la asistencia sanitaria pública de Alemania
(KBV), Andreas Gassen, ha declarado a los medios que los seguros médicos no
deberían cubrir servicios homeopáticos a sus pacientes. Extraña cuestión traída ahora
al debate cuando hace poco más de medio año el presidente de la OMC alemana, el
doctor Frank Ulrich Montgomery afirmaba que la homeopatía es una medicina 
complementaria que ayuda  a muchas personas.
Parece que hay siempre alguien que se empeña en encender y mantener un 
debate inexistente. Sería cómico si no fuera porque pone en peligro la salud y
bienestar de los pacientes así como su libre derecho a elegir el mejor tratamiento
que se adecúe a sus necesidades. El caso alemán es paradigmático ya que las
aseguradoras alemanas reembolsan el coste del medicamento homeopático no
porque sea obligatorio sino porque así lo demandan los pacientes.
En Suecia, en 2011, varios científicos y un astronauta de prestigio nacional (¿les
suena?) contribuyeron a la controversia mediática llevando a cabo una irresponsabilidad
sanitaria como un suicidio público con una sobredosis de un medicamento homeopático.
Este recurso lo han utilizado en España también varios representantes del
pseudo-escepticismo, sobre todo en redes sociales, con el único objetivo de conseguir
audiencia.
Suiza, por el contrario, es el caso más representativo en el perdido arte de 
hacer las  cosas bien. Como en los ejemplos anteriores, en 2011, la polémica llevó
al Gobierno suizo a encargar un exhaustivo informe sobre la homeopatía que, hoy en día,
representa la evaluación más completa sobre la Medicina Homeopática que haya
publicado un Gobierno  hasta la fecha.
El Informe suizo concluye que el tratamiento homeopático es eficaz, seguro y 
rentable, y que debiera estar incluido dentro del programa nacional de salud 
de ese país. Además, aproximadamente la mitad de la población de Suiza utiliza
tratamientos de medicina complementaria y alternativos y los valora positivamente.
A mayores, aproximadamente la mitad de los médicos suizos consideran los
tratamientos complementarios y alternativos eficaces. Aunque quizás el dato más
sobresaliente sea que el 85% de la población suiza prefiera terapias de este tipo y
elija también que estas formen parte de su programa nacional de salud. En la actualidad, 
la homeopatía está incluida  en el sistema nacional de salud de Suiza por 
referéndum popular. En este caso, afortunadamente el RIGOR y la OBJETIVIDAD
se impusieron  a los intereses de los pseudo-escépticos y su plan de acoso a la
homeopatía les salió rana.
Sin embargo, Europa no es su único objetivo. Dado que el lobby escéptico es
internacional, no es de extrañar que peticiones similares hayan aterrizado, y casi al
mismo tiempo, en formato de carta, en los respectivos ministerios de sanidad de  
Perú y México.
La historia se repite. Y tristemente todo hace presagiar que se repetirá en otros países
americanos y europeos: hablar de homeopatía está de moda, y parece que ir en contra
de ella todavía más: te hace  parecer divertido entre los colegas, te conduce a ser trending
topic en Internet, te consigue muchos ‘likes’ y ‘retuits’. Nunca la medicina fue tan frívola.
Nunca se trivializó tanto con la salud de los pacientes. Nunca los profesionales fueron 
tan cínicos; aquellos que hace unos años se formaban en terapias como 
acupuntura y homeopatía, hoy se dedican a dar charlas y participar en debates 
atacando de forma  furibunda estas mismas terapias.
No hay duda que la consecuencia de todo esto es el desgaste, la erosión y la
transformación irreal de lo que es la homeopatía entre la opinión pública. Padecemos de “homeopatosis”. Y frente a ello, el antídoto es sencillo: profesionalidad e información veraz
 y sin prejuicios. Un ejemplo de web sobre salud de confianza a recomendar por todos,
es Homeopatía Suma.
En resumen, defender hoy la homeopatía se ha convertido, pura y simplemente, en una
cuestión de libertad. Porque como la homeopatía, en la salud sumamos todos, y es por
ello que tanto los profesionales como los pacientes deberíamos unirnos por una Medicina
Más Humana.